• 20 de junio de 2024

OPINIÓN. La realidad social, económica y política de la postergada localidad de Puerto Edén

Compartir Noticia

La localidad de Puerto Edén forma parte de la comuna de Natales, se ubica en el extremo norte de la Provincia de Ultima Esperanza, a 27 horas de navegación de la ciudad de Puerto Natales, es el poblado más cercano al Campo de Hielo Sur y la puerta de entrada a la región de Magallanes y de la Antártica Chilena. Una localidad que posee un alto valor patrimonial debido al asentamiento del pueblo milenario canoero Kawéskar.

Su actividad productiva y económica más importante es la pesca artesanal (Extracción de mariscos bivalvos). En los últimos años esta actividad productiva se ha visto afectada en varias ocasiones producto de la Marea roja, provocando severas crisis socioeconómicas para los habitantes de esta apartada localidad. Los estudios científicos apuntan a que este fenómeno natural será cada vez más recurrente debido al aumento de la temperatura del agua de los océanos provocado por el cambio climático, lo cual, propicia condiciones ambientales favorables para floraciones algales nocivas (FAN) presentes en el mar.

Dicho esto, podríamos inmediatamente suponer que los esfuerzos de las autoridades políticas deberían estar enfocados en la implementación de políticas públicas que permitan fortalecer el crecimiento de la localidad de Puerto Edén, diversificar la matriz productiva para sus habitantes, potenciar el patrimonio cultural y crear condiciones básicas para el desarrollo de la vida familiar para aquellas personas que hacen soberanía en los míticos canales australes llenos de vida ancestral

La Ilustre Municipalidad de Natales destinaba el año 2017 $234 millones de pesos anuales del presupuesto municipal para gastos de operación de la localidad, equivalentes al 58% de lo que inyecta al sistema de educación municipal de la comuna. El municipio de Natales goza de autonomía sobre el territorio de la localidad de Puerto Edén, pero el alcalde Paredes manifiesta que no puede solucionar los problemas reales de la gente de dicha localidad.

La migración de los habitantes de la localidad de Puerto Edén durante la administración del alcalde Paredes ha sido sostenida, en 10 años 640 personas hicieron abandono de la localidad rural. Los registros de Censo municipal indican que en el año 2007 habitaban 745 personas, transcurrido 10 años, sólo habitan 105 personas. Esto da cuenta de un absoluto fracaso del sistema administrativo.

La Ilustre Municipalidad de Natales no tiene tuición de ningún terreno en la localidad de Puerto Edén, gran parte del territorio donde se emplaza Puerto Edén se encuentra calificada como área silvestre protegida y está a cargo del Ministerio de Agricultura, otros terrenos a cargo de los Ministerios de Bienes Nacionales, Vivienda y Urbanismo, Salud y educación. Por lo tanto, efectivamente el municipio de Natales tiene a cargo la administración del territorio, pero no puede actuar respecto de territorio bajo ningún esquema, todo debe ser consultado a las distintas reparticiones ministeriales.

Así las cosas, en la administración del alcalde Mario Margoni (Periodo municipal 2004-2008), se concretó un proyecto de diseño para implementar un sistema de alcantarillado en la localidad de Puerto Edén. Transcurrido los 12 años de administración del alcalde Paredes, nunca se implementó el ansioso proyecto, la condición sanitaria de dicha localidad es de colapso ambiental, no cuenta con dicho sistema de recolección de aguas servidas, sino que más bien, todo sigue tal cual a sus inicios en el año 1937, los domicilios particulares continúan con emisarios submarinos directos al borde costero. Sumado a la situación sanitaria expuesta anteriormente, se presentaba hasta hace algunos meses el precario sistema de recolección de residuos sólidos domiciliarios, los que eran depositados en una isla  cercana llamada salamandra ubicada a 15 minutos de navegación de Puerto Edén, una isla totalmente sobrepasada de residuos sólidos domiciliarios, muchos de los cuales terminaron en el mar arrastrados por el viento. Dicha situación fue subsanada hace aproximadamente dos meses con la implementación de contenedores herméticos financiados con recursos del gobierno regional, los cuales permiten que los residuos sean trasladados a la ciudad de Puerto Natales vía marítima a través de la barcaza que mantiene la concesión con subvención estatal  de conexión territorial entre la región de Magallanes y Aysén.

Las pasarelas de tránsito peatonal, la vía pública de los habitantes de Puerto Edén, ha sufrido severos deterioros por la falta de mantenimiento y el inevitable paso del tiempo, lo cual ha sido abordado por iniciativa del propio gobierno regional.

La generación eléctrica es una problemática sin solución definitiva. El año 2011 se invirtieron $157 millones de pesos en la reposición de grupos electrógenos de la minicentral hidroeléctrica. Sin embargo, desde el año 2013 esta se encuentra fuera de servicio por avería y falta de mantenimiento. A raíz de esta situación se terminó el abastecimiento de suministro eléctrico las 24 horas del día, y se tuvo que continuar con el antiguo sistema de generación eléctrica a base de motogeneradores de petróleo diésel de 100 KVA, los cuales fueron reemplazados por unos de las mismas características el año 2017, en aquella oportunidad también financiados con recursos del gobierno regional de Magallanes. Actualmente dicha capacidad de generación es insuficiente para la demanda de consumo, y en pleno siglo XXI los habitantes de Puerto Edén sólo tienen suministro eléctrico 14 horas diarias.

El subsidio estatal para la Ilustre Municipalidad de Natales por realizar el abastecimiento de suministro eléctrico es de un 12% del costo total.

Entre el año 2009 y 2013 la inversión pública alcanzó un monto cercano a los $423 millones de pesos provenientes del FNDR  (Fondo Nacional de Desarrollo Regional, Subsecretaría de desarrollo regional a través de los programas PMU y PMB, FRIL (Fondo Regional  de Iniciativa Local) y circular 33 del ministerio de hacienda. La inversión pública promedio anual entre estos años alcanzó a soló $84 millones 600 mil pesos.

Desde el año 2013 a comienzos del año 2018 la Ilustre Municipalidad de Natales no presentó ningún proyecto al gobierno regional para dotar de infraestructura a la localidad de Puerto Edén. El alcalde Paredes atribuye dicha acción a la implementación del Plan de Zonas Extremas, ya que, fue comunicado por el gobierno regional que serían ellos quienes iban a presentar los proyectos de inversión pública necesarios para la localidad.

El abandono que comete el alcalde Paredes hacia la localidad de Puerto Edén parece ser un error de principiante más que de una autoridad que mantiene un cargo de alcalde por más de 20 años. Desligarse de su responsabilidad comunal al decir que no presentó iniciativas de inversión para dicha localidad porque fue el gobierno regional quien solicitó hacerlo es un error garrafal. La ley orgánica de municipalidades N°18.695  establece que en su calidad de alcalde tiene 2 funciones o competencias que son las PRIVATIVAS y las COMPARTIDAS, no existe otra autoridad en el ordenamiento del estado que tenga las atribuciones que tiene un alcalde. Las funciones privativas del alcalde están relacionadas con el alumbrado público, recolección de residuos sólidos domiciliarios, agua potable, pasarelas peatonales, etc. El municipio tiene por esencia priorizar  y postular proyectos de inversión pública en beneficio del crecimiento comunal, de tal forma que los recursos invertidos se transformen en una mejora en la calidad de vida de los habitantes, lo cual, evidentemente no ha llegado para los habitantes de la apartada localidad de Puerto Edén.

Queda en evidencia que la división política administrativa que rige en nuestro país está haciendo una crisis. Por tal motivo bajo el segundo mandato de la presidenta Michelle Bachelet se creó la política de desarrollo localidades aisladas administrada por la SUBDERE y el fondo convergencia para nutrir de recursos a las denominadas ZONAS DE REZAGO.

Actualmente el plan de zona de rezago se encuentra en ejecución, y consiste en que cada una de las 16 regiones que integran el país, los gobiernos regionales deben escoger a una comuna para inyectar una fuerte inversión pública con la finalidad de potenciar y mejorar la calidad de vida de sus habitantes.

En Magallanes la comuna escogida por el gobierno regional fue Natales, pero con el compromiso de direccionar el 100% de los recursos hacia la localidad de Puerto Edén.

Puerto Edén es la punta de lanza para los candidatos políticos, allí están las necesidades sociales y junto con ello llegan los prometedores discursos de revolución social, políticos que desconocen absolutamente lo que es vivir en esas condiciones, miran desde lejos, lo imaginan pero no lo sienten, creen saberlo pero no lo saben, dicen tener la llave para dar la solución pero nunca la sacaron, dicen estar con la gente pero nunca estuvieron. Probablemente no es un buen negocio político para un candidato o autoridad en ejercicio, votan pocas personas, es más factible construir una sede para adultos mayores en una ciudad, un trámite administrativo más ágil y fácil de ejecutar, y donde finalmente se cosechan muchos más votos.

Carlos Subiabre Ruiz.-

*Columna de opinión publicada originalmente el 21/05/2021 en ZonaZero

*Imagen de Wikipedia de Jorge Morales Piderit
Print Friendly, PDF & Email

Más Noticias